Digitalización de datos en salud contribuye a una atención en salud personalizada

Digitalización de datos en salud contribuye a una atención en salud personalizada

Santo Domingo.- Una atención personalizada de la salud parte de la información molecular y el uso de datos a gran escala, para responder a las necesidades de los pacientes, y mejorar el diagnóstico y tratamiento, con decisiones terapéuticas precisas para tener resultados clínicos más fiables.

La transformación de la medicina demanda acciones para lograr digitalizar los datos de los pacientes y poder interconectarlos dentro del sistema de salud dominicano, y así tomar decisiones médicas basadas en datos e historial de cada persona.

Un claro ejemplo de cómo digitalizar los datos se encuentra en el expediente médico único, el cual pone al alcance del personal del sector médico la información de los pacientes. En el caso de República Dominicana, por el Decreto 527-21, se tiene en la Agenda Digital 2030, una ruta hacia la digitalización, para que sector público y academia realicenactividades conjuntas como talleres y seminarios de formación para capacitar al colectivo de salud.

El informe de investigación “Medicina personalizada en América Latina: Universalizar la promesa de innovación”, elaborado por la Unidad de Inteligencia de The Economist (EIU, por sus siglas en inglés), estima que alrededor de 50 millones de personas en todo el mundo utilizan aplicaciones de salud en sus teléfonos celulares (mHealth) para realizar autoevaluaciones, siendo una de las principales evidencias de que la digitalización en salud es una realidad.

El estudio recomienda la construcción de un marco de referencia inicial que incluya temas de gobernanza, concientización y actitudes, infraestructura y administración financiera, donde pacientes, comunidad médica y autoridades de salud comprendan las posibilidades y desafíos de la medicina personalizada en aspectos como educación de pacientes y médicos, mejoras en infraestructura digital y de laboratorios, transición hacia los avances de la medicina, entre otras cuestiones.

La Dra. María Clara Horsburgh, directora médica de Roche Caribe, Centroamérica y Venezuela, explica que “cuando los sistemas están interconectados podemos capturar datos de valor. Los análisis predictivos permiten a los especialistas anticiparse a lo que necesita el paciente en lugar de simplemente reaccionar a medida que surjan nuevas preocupaciones o nuevas posibles crisis de salud. Por ejemplo, nos permite tener información completa, proveniente de múltiples fuentes, que represente las particularidades de cada persona, favoreciendo planes de diagnóstico y tratamiento.

El informe Transformación Digital del Sector Salud en América Latina y el Caribe (2020) del Banco Interamericano de Desarrollo, concluye que muchos países del área, incluyendo República Dominicana, tienen una oportunidad sin precedentes para iniciar o renovar este proceso de transformación digital a través de la implementación de un registro digital. “Tenemos que capitalizar los aprendizajes de la pandemia. Una de estas enseñanzas es que usamos más que nunca la tecnología para interpretar los datos”, amplía la experta.

La digitalización de datos en salud robustece los sistemas sanitarios, porque al tomar decisiones basadas en datos, se hace un uso más eficiente de los recursos, lo que contribuye a la sostenibilidad a largo plazo. Maximizar la analítica de datos para la toma decisiones y la construcción de modelos de acceso a la innovación, generan valor al ecosistema y mejoran los resultados para los pacientes. Según datos del Sistema Nacional de Salud (SNS) al 2020, el país cuenta con más de 21.800 médicos, en unos 3.500 centros de primer nivel, hospitales y unidades de atención primaria.

“Nos encontramos en un momento fundamental para articular a los distintos sectores del ecosistema sanitario para construir juntos el marco que respalde esta evolución en la medicina. Esto incluye cambios en el modelo operativo del sistema de salud, conocimiento de la tecnología por parte de las partes interesadas, el desarrollo de infraestructura que pueda producir una variedad de datos en plataformas interoperables y una gestión institucional que permita utilizar los datos para tomar las mejores decisiones, de tal forma que cada paciente reciba el diagnóstico y el tratamiento adecuado en el momento oportuno”, indica la Dra. Horsburgh.

La oportunidad está en favorecer las alianzas público-privadas en el país que permitan la mejora del sistema y su competitividad de cara al futuro. Por eso, República Dominicana cuenta con el Reglamento de Aplicación de la Ley 47-20 de Alianzas Público-Privadas establecido en el Decreto 434-20, con el objetivo de fomentar las inversiones en el país que contribuyan a su desarrollo.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *