LAS RECOMENDACIONES DE UNA AUDITORIA ES SINONIMO DE RECOMENDACIONES MEDICAS

LAS RECOMENDACIONES DE UNA AUDITORIA ES SINONIMO DE RECOMENDACIONES MEDICAS

Por: Margarita Melenciano Corporán de Rincón

De acuerdo a la Real Academia Española-RAE, RECOMENDAR es: ¨Aconsejar algo a alguien para bien
suyo¨. Durante más de cincuenta años desempeñando función pública, hemos visto con frustración
la pobre implementación de las recomendaciones de una auditoria para mejorar el control interno y
lograr disminuir los actos de corrupción.
Por lo anteriormente mencionado, invito al lector, hacer la siguiente reflexión: para que sirven
tantas auditorias que implican recursos económicos, recursos humanos, tiempo, desplazamientos,
revisión y análisis de documentos, presión laboral, entre otros. Si finalmente las recomendaciones
para mejorar el control interno operacional-financiero y legal no se implementan.
Ante la indiferencia del ente auditado, de planificar, organizar, coordinar y controlar la
implementación de las recomendaciones de una auditoria, nos preguntamos:
¿Cuál es la utilidad o valor agregado de las recomendaciones de auditoria?
¿Cuál es el costo-beneficio de las auditorias?
Vamos hacer la siguiente comparación de recomendaciones de una auditoria y recomendaciones
médicas: Una persona tiene una o varias molestias que pone en riesgo su bienestar físico y mental.
La decisión acertada es, asistir donde un profesional de la salud, quien escuchará, observará,
solicitará, analizará y diagnosticará la condición de salud del afectado y recomendará un tratamiento
para una recuperación oportuna y prevenir situaciones peores que lamentar. El afectado es
responsable de cumplir al pie de la letra las recomendaciones médicas. Si finalmente no cumple,
perdió tiempo y dinero en: traslado, honorarios médicos, estudios y pérdida de ingresos por no
asistir a su lugar de trabajo.
Con el relato anterior, podemos afirmar que las instituciones públicas son un espejo donde se refleja
la misma situación…las recomendaciones de una auditoria, donde el auditor es el médico, la
institución auditada es el enfermo y las recomendaciones de la auditoria son el tratamiento que
debe aplicarse.
En auditoria el éxito del trabajo no está en hacer muchas y variadas auditorias o en plantear un sin
número de recomendaciones (algunas inexplicables). El verdadero éxito está en formular
recomendaciones provechosas que puedan “implementarse” de manera oportuna y adecuada. Por
eso se requiere de una eficaz y eficiente herramienta de trabajo para su seguimiento, es decir: Un
sistema de seguimiento de recomendaciones automatizado e interactivo.
Importante destacar que el seguimiento a la implementación de recomendaciones de auditoria con
un sistema automatizado e interactivo resulta beneficioso para mejorar, los siguientes aspectos:

1- Eficacia, lo que se traduce en mayor seguimiento e implementación.

2- Eficiencia, para menor uso de recursos en el seguimiento, como resultado de la
automatización.

3- Economía, por menores costos de seguimiento como resultado de la interacción.

4- Exactitud, por trabajar en un ambiente automatizado.

5- Transparencia, por disponer de información que permita transparentar y hacer público el
estado de avance en la implementación de las recomendaciones y así facilitar el control social que
nos corresponde a toda la sociedad, establecido en el artículo 246 de la constitución.

La utilidad del sistema se extiende y es aplicable al Control Interno que ejerce la Controlaría General
de la República a través de sus Unidades de Auditoria Interna (UAI), quienes en definitiva están
encargados a lo interno de la institución del oportuno seguimiento a la implementación de sus
propias recomendaciones y a las planteadas por el órgano fiscalizador externo del estado, Cámara
de Cuentas de la República Dominicana.

La autora es contador público autorizado y Licenciada en Derecho.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *